jueves, diciembre 20, 2007



recuento cruel
mil noches ya de ausencias
pesa la luna



Imagen: Elotro. Sophie Calle

16 comentarios:

Ana di Zacco dijo...

Los haikus demuestran que no hace falta más de diecisiete sílabas para decir mucho.
Abrazos.

CurroClint dijo...

Y es que siempre le pedimos a la luna que nos traiga lo que esperamos. Y la pagamos con ella cuando tarda... ¿Y qué culpa tiene? Ninguna, somos nosotros los lunáticos, los que esperamos...
Besos

MaleNa la porteña. dijo...

Amo estás letras en formas de haiku, hablan de tristeza no perdiendo sus verdes.

Inmenso.

Te abrazo compañera blue. :)

Berta dijo...

Es horrible cuando se te remueve todo por dentro, te aislas, le ves, y cuando te das cuenta te llora hasta el alma...
Te entiendo.
Y mucho.
Un beso y ánimo

Lula May dijo...

Preciosa composición.
Precisa y preciosa.

Beso de admiración,
Lula.

Ñoco Le Bolo dijo...

Más sintético no se puede.
Todo lo guarda la luna

Mallén dijo...

... Y ANOCHECIÓ DOS VECES EN UNA MISMA LUNA.
Besos.

El buzón de mi casa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Los pasos que no doy dijo...

Lo que pesa son esas mil noches de luna ciega...

El buzón de mi casa dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
coco dijo...

Ven, que yo te mimo.

Anónimo dijo...

Te he conocido a través de Julio Santiago y como él diría "eres estupenda".

38 grados dijo...

....y si me permites, mil días de ausencias se clavan al sol.

GLAUKA dijo...

Me encantó. SOy ma´s de tankas pero el haiku también me gusta y este tuyo es realmente fantástico, incluída, por cierto, ilustracion ;)

atikus dijo...

hay lunas y lunas...;)

mandarina azul dijo...

Qué preciosidad de haiku, niña, qué preciosidad...
:)