domingo, junio 24, 2007

Fragancias rotas




Se esfuman los sueños en fragancias rotas,
muertas en aquellos versos no escritos.
Se marchitaron
los besos fraudulentos del olvido,
pálidos, vacilantes y torpes.

Se desvanecieron
como tu recuerdo
a zancadas veloces por los pasillos.



(Versos de perra negra)



Imagen: RENO



16 comentarios:

El detective amaestrado dijo...

Los versos no escritos son las obras completas de nuestros desamores

mandarina azul dijo...

Qué cosa más triste...

:)

mandarina azul dijo...

Pero bonita, eh, Sintagma, preciosa.

India Ning dijo...

Bien que me lo sé. Anda que no lo he leído veces en voz alta! ;)
Y me sigue encantando.

modes amestoy dijo...

muy sentida, me gusta la imagen de las fragancias rotas.
Un abrazo poético
Nos vemos

Milagros Mejía P. dijo...

Las coincidencias tienen su porqué...el Tic-Tac, la foto del perfil, que escribo poesía erótica y que el color azul es mi preferido. Como digo las coincidencias tienen su porqué.

Milagros

Los pasos que no doy dijo...

Se marchitan, sí, se marchitan...(y dejan de ser dulces), luego se van veloces, túnel abajo.

Adoro ese poemario (por tantas cosas¡)

coco dijo...

Cuando se duermen los labios con caricias de pintura de dedos, cuando se cierran los párpados al sol y a la vida, cuando se muere por atarse a pata del deseo. Cuando se te vive, en prosa o en verso. Me matas.

enrique dijo...

Eurídice te tocó!!
Salve seas!!

NoSurrender dijo...

Déjales que corran y corran. tienen miedo de ellos mismos. Siempre es así.

Christian Supiot dijo...

Como un una explosión de humo... se expande... se contrae... y no fue nada...

Condensado poema el tuyo...

atikus dijo...

Me encanta la foto

Robin dijo...

Todo se desvanece, hasta la indiferencia,
todo será humo intrascendente surcando el cielo abierto.

LOLA GRACIA dijo...

A zancadas...a veces es mejor huir del recuerdo

humilde dijo...

....lo de perder sueños y recuerdos me suena a vida triste.... muy triste.... :(

liton dijo...

Poco a poco voy volviendo. Espero que aún esté por ahí mi silla.

Un beso cariñet.